Bienvenidos al portal de PROMEDIODiputación de Badajoz

logotipo Promedio

Ventajas de la gestión pública

Imagen

El acceso al agua potable y al saneamiento es un derecho humano. Así lo reconoció en 2010 la Asamblea General de Naciones Unidas, en su resolución A./64/163/Rev.1. Las instituciones públicas tienen la obligación y la responsabilidad de garantizar este derecho a los ciudadanos, en muchos casos gestionando directamente el abastecimiento y el saneamiento.

Algo parecido ocurre con la recogida de residuos, una competencia municipal de cuyo buen funcionamiento depende la salubridad de nuestros pueblos y ciudades y el bienestar de sus habitantes.

Son muchos los que piensan que la gestión del agua y de los residuos debe estar en manos públicas. Las razones que esgrimen tienen que ver con la responsabilidad medioambiental, el acceso universal a los servicios o el reparto equitativo de los costes, y siempre que se realice una gestión eficaz, responsable, transparente y altamente profesional, exigencias que lo son también para los operadores privados.

Si tenemos en cuenta que el agua no es un bien comercial como los demás, sino que es un recurso común y vital, es lógico pensar que su gestión no puede estar ligada a la búsqueda de lucro, sino a los principios de responsabilidad medioambiental, el acceso universal o la solidaridad.

Para que todo ello funcione es importante también el papel del usuario, que debe saber que es necesario hacer uso del agua de forma responsable y actuar en consecuencia.

La gestión del agua fue pública hasta la década de los ochenta debido a que las inversiones necesarias para abastecer de agua potable y gestionar las aguas residuales eran tan grandes que ningún operador privado era capaz de afrontarlas. En España es una competencia municipal, y cada ayuntamiento decide cómo gestionarla. Para los ayuntamientos pequeños y medianos, la mejor opción es consorciarse con otras entidades municipales o con la diputación correspondiente, como es el caso de PROMEDIO y la Diputación de Badajoz.

En Europa, incluida España, se están dando dos tendencias contrapuestas. Por un lado, en las últimas décadas ha aumentado el número de municipios que delegan la gestión del agua en manos privadas, pero por otro lado grandes ciudades como Buenos Aires o París han recuperado la gestión pública.

El ámbito rural, característico de la provincia de Badajoz, es un escenario idóneo para optar por la gestión pública y consorciada, ya que los pequeños y medianos ayuntamientos no disponen ni de los recursos ni de la experiencia para poder trabajar con garantías con empresas privadas. PROMEDIO da la posibilidad a los ayuntamientos de que, a pesar de sus limitaciones por su pequeño tamaño, puedan seguir gestionando el agua y los residuos como un servicio público, con un coste menor y con profesionales altamente cualificados.

¡ÚNETE AL MOVIMIENTO SEPARATISTA CIUDADANO!

Haz Click